Incendios llegan al condado de Los Ángeles y las llamas arrasan casas en el vecindario de Bel-Air

0
45
cdn3.uvnimg.com

Varias residencias están siendo devoradas por las llamas en el vecindario de Bel-Air, en el condado de Los Ángeles, en momentos en que varios incendios activos ya han causado daños extensos en el condado de Ventura, un poco más al norte. El fuego obligó a las autoridades a cerrar la autopista 405 por varias horas, así como evacuaciones obligatorias del área.

El incendio que amenaza Bel-Air, un barrio entre las laderas donde hay numerosas mansiones de multimillonarios, ha sido bautizado como Skirball y ha consumido 475 acres de terreno. Al menos seis casas habían sido destruidas por las llamas este miércoles, pero los bomberos anticipan más devastación en la zona por las condiciones del clima.

Las llamas se están extendiendo con velocidad y se dificulta su contención debido a los fuertes vientos que soplan en esta época, los llamados vientos de Santa Ana. El fuego Skirball se propaga ayudado de ráfagas de hasta 25 millas por hora.

“Ahora el viento es más débil, esto es una buena noticia para nosotros. Pero estamos luchando contra otros dos incendios en la ciudad”, dijo Eric Garcetti, el alcalde de Los Ángeles, quien agregó que los esfuerzos y recursos están divididos en todos los puntos donde hay fuegos.

Garcetti declaró el estado de emergencia local para movilizar más recursos a la zona donde arde Skirball.

La situación ocurre luego de que el martes más de 230,000 residentes de los condados de Los Ángeles y Ventura recibieron órdenes de evacuación debido a otros tres incendios que están fuera de control y que azotan la región, incinerando al menos 150 edificaciones a su paso y que se han extendido por más de 90,000 acres de superficie.

El museo Getty Center es una de las zonas amenazadas por las llamas. Bethany Ellis, quien transitaba esta madrugada por la 405 a la altura de Mulholland drive mostró vía Twitter (ver arriba) la extensión de las llamas.

El cierre de esta autopista está generando fuerte congestionamiento del tráfico y las autoridades piden a los residentes de la zona que tomen rutas alternas.

Estos incendios propagados por los fuertes vientos y extensos terrenos totalmente secos tienen en alarma a los residentes del condado de Los Ángeles, así como el condado de Ventura, donde arden desde hace tres días.

Los vientos de Santa Ana son los principales culpables de la multiplicación de los daños y la destrucción generalizada y la mala noticia es que seguirá así al menos hasta el jueves. Esto dificulta las labores de los bomberos que trabajan combatiendo el fuego.

Unos 43,000 hogares están sin electricidad, principalmente en Ventura y en el Valle de San Fernando, donde unos 11,000 acres han ardido hasta el momento.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here